- LA OPORTUNIDAD DEL SECTOR DE DISTRIBUCIÓN MINORISTA EN INDIA

La transformación del sector minorista en la década posterior a la liberalización del sector en India ha sido dramática. No sólo ha cambiado los hábitos y patrones de consumo, sino que también ha dejado una huella indeleble en las ciudades indias en forma de grandes centros comerciales.

La distribución minorista organizada ha crecido a un ritmo imparable. En 200, era tan insignificante que no existen estimaciones formales del tamaño del sector. En 2002 creció hasta convertirse en una industria de 2.000 millones de dólares. Según KPMG, el sector presenta hoy unos beneficios anuales por encima de los 37.000 millones de dólares, mientras que el total del sector minorista en india es de 350 millones de dólares. En 2009, AT Kerney clasificó a India como el mercado emergente más atractivo de distribución minorista. En 2000, los primeros centros comerciales del país abrían sus puertas.

El primero fue Crossroads, del grupo Piramal, que abrió al público en 1999. Ha sido una década de gran crecimiento también para otros detallistas cómo Pantaloons, Big Bazaar, Shoppers’ Stop, Spencers y FoodWorld. Bajo el augurio de grandes beneficios, los ambiciosos planes de expansión se convirtieron en grandes edificios al albor de la bonanza económica y los asequibles precios del mercado inmobiliario. Los minoristas indios sufrieron la falta de confianza de los consumidores, fruto a su vez de la crisis que padecieron las economías occidentales a partir de setiembre de 2008. Algunos minoristas, que no cambiaron sus estrategias a tiempo o que no fueron suficientemente ágiles; salieron del negocio o están balanceándose en la cuerda floja de la insolvencia.

En resumen, a lo largo de esta década ha surgido una nueva industria en India y por el camino se han ido cayendo, y seguirán cayendo, algunos de los jugadores iniciales del mercado. El crecimiento del sector minorista organizado y el espinoso asunto de la inversión extranjera directa (IED) dio pié a grandes titulares en la prensa india, en la medida que los pequeños kirana (tiendas minoristas informales) temían que el sector organizado les dejara fuera del negocio. Las violentas protestas a lo ancho del país y la politización del debate ralentizaron la entrada del sector organizado en casos como el del estado de Uttar Pradesh, donde el gobierno prohibió operar a Reliance Retail.

En la actualidad, algunos competidores globales cómo Wal-Mart y Carrefour, que afrontan un bajo crecimiento en sus respectivos mercados locales han forjado alianzas en India. Un país donde hasta la fecha, sólo se permite la entrada de capital extranjero en centros Cash and carry (venta al por mayor en régimen de autoservicio) o bien en centros comerciales en los que el cliente es otro negocio y no el consumidor final.

El tema de la IED en centros multimarca continuará siendo una patata caliente política hasta que los minoristas domésticos pierdan su animosidad frente a las empresas extranjeras y comprendan que pueden beneficiarse de la transferencia de tecnología, el superior know-how en logística y cadena de suministro, además del capital de los grandes grupos extranjeros. Así, en los próximos dos años se consolidará el mercado indio, un proceso durante el cual las cadenas con menos de 100 tiendas se fusionarán con grandes empresas o bien cerrarán sus puerta
Fuente: Ofecomes, The Economic Times

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

COCEX INDIA NEWS